Entrada #54.- Crisis de mitad de la carrera



Hoy dio inicio una de las peores crisis existenciales que un ser humano pueda tener: mi crisis de dudas a media carrera. ¿Qué demonios hago estudiando contaduría?, ¿A esto me quiero dedicar?, ¿Por qué no probar algo más... feliz... algo menos frío y calculador?, ¿Tengo vocación?,¿Y si no, que otra cosa podría estudiar?, ¿Voy a pasarme el resto de mi vida cargando y abonando?... esa última en definitiva es un no.


Imagen de mi escritorio en el despacho

Todo esto de mi crisis empezó en vacaciones. Cuando me dije a mi misma que después de un año y medio en el despacho ya era suficiente y que podía dedicarme un año unicamente a estudiar. Y en verdad fue una buena decisión porque, a pesar de que si podía hacer algunas horas en el despacho, mi vida sería muy estresante y complicada y tengo ya en mi tercer día en la escuela tarea de todas mis materias, para mañana, pasado, el lunes y el proximo martes. Pero el punto es que deje el despacho. Porque dije... talvez me pase el resto de mi vida haciendo contabilidades... ¿por qué adelantar el resto de mi vida?

Y eso que a mi me gustaba bastante mi trabajo. Y el despacho en donde estaba. Y me siento triste de que tengo algunos compañeros que actualmente trabajan 3 horas diarias, ganando $6.5 la hora. Yo creo que eso no tiene caso. Y por eso no lo hice.

Mi segunda etapa previa crisis fue mi amiga Eugenia. Ella estudia arquitectura. Y es muy feliz con su carrera, realmente la disfruta y explota todos sus talentos para el diseño, y las fotos, y photoshopear cosas y hacer maquetitas y ponerle todas las cosas padres que ella desde secundaria suele ponerle a sus trabajos.

Con Eugenia y Katya hago un microgrupo de amigas (de 3, una menos y no llega a grupo, buu, si se muere una que seraa de nosotrasss?) desde secundaria, y Katya y yo seremos contadoras algún día que no pasará de 2012. Pero en opinión de Eugenia ninguna de las dos debimos estudiar esta carrera. Y ahí estoy yo dejandome influenciar por eso. Dice que no sabe porque la escogi. Y ahora que lo pienso... yo ya no se porque la escogí. Ella, al estudiar una carrera que le da mucha libertad de expresión, cree (y es un hecho) que la nuestra limita cualquier tipo de creatividad que pueda surgir en nosotras.

Pero hasta hoy, esos dos puntos antes mencionados, dejar de trabajar y la pregunta sin respuesta de por que estudio mi carrera no había afectado mi vida. Y entonces, talvez se pregunten, que te hicieron hoy pequeña Mariíta para que te diera la crisis de la mediana carrera?

Y yo les dire: la culpa es de mi maestro ex jefe, y de mi nueva clase de finanzas.

El contador Armando fue mi primer maestro de contabilidad en la carrera, a él suelen encargarle los grupos de primer año porque el hombre es un apasionado de su carrera. Es un Contador Público orgulloso de serlo, que ejerce como docente, tiene un buen despacho, y ha tenido varios cargos públicos. Es un hombre que en primer año te enseña contabilidad básica con el corazón, y te enseña a querer a la carrera, y yo le estoy muy agradecida porque después de molestarlo mucho, me dejo entrar a trabajar con el.

Este semestre me da Contabilidad Avanzada. Y de nuevo, se emociona con cualquier tema que diga contabilidad-contador-cuenta-etc., el tema de hoy es la visión pasada, presente, y futura del contador, al más puro estilo de cuento de navidad. Su monologo duro la hora completa, y demos gracias que no era clase de 2 horas porque hubiera llegado a doler físicamente. Hablaba y hablaba y decía que los tiempos han cambiando y que nosotros, las nuevas generaciones de contadores estudiamos la carrera porque si, que no tenemos vocación, que ya no queremos trabajar en despachos porque nos sentimos explotados, pero que en su época, ellos trabajaban por vocación, para aprender, y sacrificaban hasta sus fines de semana, y todas las semanas santas completitas de todos los años y un monton de cosas más que me dejo el mal sabor de boca de no sentirme así de comprometida con la carrera, así de apasionada de la contaduría... no lo se.

Y todo eso, en mi clase de 4 a 5 de la tarde. Cuando dieron las 5 salí corriendo para llegar a tiempo a mi otra clase que es en el otro edificio; me tocaba Fundamentos de Finanzas. Es una materia que promete mucho. Mi primera materia de finanzas, con un maestro que nunca en mi vida había visto, pero me cae bien, tengo posibilidades de aprender cosas útiles y definitivamente será una materia con muchos casos prácticos. Suena intersante.

Pero es al mismo tiempo la materia más ambiciosa en cuanto dinero que todas las que me habian dado! Y eso que en todas mis materias siempre esta presente el dinero. Es normal, pero suelen disfrazarlo con otros nombres, como compras, ventas, ingresos, gastos, inversiones, estados financieros... cualquier cosa. Una maestra bien desagradable le decía la lana. USH! Cómo me molestaba que hablara de la lana. Y hasta cambiaba su tono de voz cuando lo decía, como imitando la vulgaridad de la gente que en realidad le dice así. Y no es pesadez. Una cosa es decir coloquialmente que ya no tienes lana, o algo asi, usarlo poquito, y un pequeño porcentaje de las veces en las que en realidad quiere uno decir dinero. Bueno talvez si es pesadez, porque si dices lana a lo naco, me duelen los oídos. Aunque con lana, esa mujer igual trataba de disimular cuando tenía que hablar repetidamente del dinero.

En la clase de hoy todo lo que se decía era dinero, dinero,dinero dinero, más dinero, hacer dinero, invertir para ganar más dinero, porque el dinero, cuando el dinero, cuidar el dinero, dinero, dinerodinerodinerodinerodineroooo!!!

Incluso mi natural ambición era poco para esa materia. Me hacía sentir mal escuchar una clase completa en la que lo más importante es el dinero, como ganarlo, como conservarlo. Me gusta más cuando tenemos que hablar de esos temas disfrazados de beneficio de nuestra empresa, no solo como unos ávaros sedientos de dinero. Imagine que todos en el salón, en la carrera, con los LAF y todas las personas que llenabamos ese edificio eramos pequeños Scrooge en proceso.

En ese momento tenía ganas raras y locas de tener una clase de ecología donde me enseñaran a ser verde con estilo; una clase de dibujo abstracto porque no podría dibujar nada decente si fuera clásico; planeando alguna labor altruista en beneficio de quien fuera, como para componer mi karma por oír tanto egoísmo; en una clase de literatura donde me pidiera que narrara el momento de comer una manzana (trauma que saque de un blog amigo); alguna clase de psicología que me dijera que hacer con mi vida, como superar mis odios, mejorar mi vida, dejar de tener malos sueños cuando me duermo enojada... lo que fuera, menos ese parloteo interminable en el que cada 5 palabras decían dinero.

En ese punto, en la clase de psicología, me di cuenta que talvez querría terapia y no clase y que estaba a dos segundos de entrar a una posible crisis de la mediana carrera. Que por mi propio bien, espero no sea profunda, y si muy breve. Odio mis crisis existenciales.





P.D.: Hice que reviviera mi corazón en beneficio de mi hijoblog porque me encanta cuando las entradas me quedan larguitas xD

4 Response to Entrada #54.- Crisis de mitad de la carrera

~Px
28 de agosto de 2009, 16:13

Supongo que ya lo sabrás, pero es un poco tarde para arrepentirte.

Y.. qué pensabas cuando entraste a esa carrera? en ser una contadora feliz?

Debiste entrar a medicina, ahi todo es felicidad..

Kike
11 de septiembre de 2009, 19:02

Maria a lo mejor podrias ser escritora, el blog es muy bueno y no creo que sea tarde para cambiar de carrera si asi lo deseas, solo piensalo muy bien. Es mejor perder 3 años a toda la vida siendo infeliz

ajqnjqli
12 de septiembre de 2009, 10:56

Desde qe sigues estudiando lo mismo es qe qizá haya alguna parte de tu carrera qe te guste mucho, te podrías especializar en eso, ser mejor qe el resto en algo en específico de tu carrera.

También hay algunas carreras qe abarcan muchas cosas, muchos trabajos y oyes qe es contador aunqe haga otra cosa, no tienes qe enfocarte en lo qe hacen la mayoría de los contadores, puedes hacer tu propio camino (ajá oyeme a mi XD).

Y sobre el dinero... mmm... todos necesitamos dinero, si puedes conseguir mucho o sabes como conseguir mucho hay gente qe lo necesita para iniciar proyectos qe se oyen buenos pero no'mas no tienen el dinero y nadie les ayuda (eso me suena a los atletas qe televisa ayuda hasta qe ganan medallas).

PD: ups! escribí mucho u.u

ajqnjqli
12 de septiembre de 2009, 10:58

PD: No entrar a psicología para tener terapia gratis, te pasará lo contrario y acabarás pensando qe tienes todas las enfermedades qe te cuentan XD

 

Copyright © 2009 Olivass... All rights reserved.
Converted To Blogger Template by Anshul Theme By- WooThemes